10 de noviembre de 2008

Keiko nocturno

Keiko nocturno
Práctica nocturna
El día 22 de noviembre a las 23 horas comenzaremos un entrenamiento nocturno que concluirá el día 23 a las 07 horas.
Serán 8 horas de prácticas através de la técnica, la atención y la observación de tus movimientos y sensaciones. Libre de propósitos y con el espíritu dispuesto nos entregaremos a la práctica del Karate Do.

Empezando con la práctica del cuerpo y continuando con el entrenamiento del espíritu se aprecia que cuerpo y mente no son dos cosas, sino una. Esta es la verdadera práctica.

O Sensei Egami


Interesados en asistir, que no sean alumnos ponganse en contacto a través de nuestro correo.



===== Ampliación del artículo 24/11/08 =====

Con motivo de la realización de este entrenemiento nocturno, Javier diseñó un gif animado para mantener un punto de información y publicidad al comienzo de la página. Para evitar que se pierda, hemos ampliado el artículo y recolocado aquí su imagen.
Gracias Javi.

Keiko nocturno, por Javier


===== Fin ampliación del artículo =====

5 comentarios:

RI dijo...

ke alegria la verdad ke ya tenia ganas de echar un ratillo de esos ya ke me es imposible asistir a clase.cuenta conmigo jose

un saludo y abrazo

fernando dijo...

En éste keiko nocurno he descubierto nuevas sensaciones antes nunca vividas en un trabajo con compañero.el cansancio me ha llevado a un nivel de concentración desconocido para mi y me ha ayudado a conseguir mas fluidez y naturalidad, consiguiendo mas relajación de hombros y una soltura que desearía encontrar de nuevo en mi práctica futura.ha sido un pequeño gran paso en mi camino particular para ayudarme a liberar las tensiones que tanto lastran mi karate-do.

oss!

RI dijo...

le verdad ke personalmente en este entrenamiento nocturno he tenido muchas sensaciones enpese con mucho dolor y sufrimiento sobre todo en mi tobillo parecia que me iba a partir,pero solo escuchaba la voz de mi maestro que me guiaba y me deje llevar, despues vino el cansancio donde ya me derrote y me abandone y hay empezo mi trabajo personal.note como mis movimientos eran mas fluidos y continuos sin tensiones como si estubiera caminando.
finalmente me quedo con estas dos , una es la sensacion de abandono donde te dejas rendir y no oponerte a tu cuerpo intentando resistir.y la otra y mas profunda fue la de fluides en el trabajo de kata,y esquiba con 4 compañeros cuando jose me corrigio y empece a esquibar con naturalidad de nuevo como si fuera caminando hay en ese istante note como algo cambio.

en definitiva una esperiencia unica e inolvidable y muy positiva.

davib dijo...

Es la primera vez que asisto a un entrenamiento nocturno, he tenido muchas sensaciones y he de decir que me ha encantado. Terminé cansado y soñoliento, pero, sorprendentemente, muchísimo menos que las veces que he tenido que trabajar de noche o en las que me tube que quedar hasta las tantas estudiando. Durante y tras la práctica del trabajo de kata, a pesar de cuanto lo intentara, no podia pensar en nada, hasta lo más sencillo desaparecía y tan solo podia concentrarme en seguir respirando. He notado como casi mi cuerpo se movía solo y me dejaba llevar, sin finalmente resistirme a él. Me ha sentado de maravilla este entrenamiento, ha sido una experiencia nueva para mi y me alegro de haberla compartido con vosotros. Un abrazo compañeros!

joaquin dijo...

Comparto, en gran medida, lo que cuenta Fernando. Con el agotamiento y el cansancio de la noche y del entrenamiento, logré alcanzar una fluidez en mi cuerpo y en mi mente que prácticamente no he podido alcanzar nunca en los entrenamientos diarios en el dojo. Sin embargo, quisiera comentaros que me ocurrió una cosa muy curiosa. Me acosté a eso de las 8 de la mañana, y me levanté a las 12:30 para ir com mi mujer y mis hijos a un guiso de amigos. Pues bien, desde que me levanté y hasta bien entrada la tarde me sentí muy raro. Era como un sentirse muy ligero, ágil, y a la vez con un gran sentido de la gravedad. Creo haber sentido, durante casi todo el día, ese "centro" al que se refiere a menudo nuestro Maestro. Hiciera lo que hiciera, me sentía dueño de mis circunstancias, de mi psique y de mi físico. Ha resultado muy gratificante, muy placentera dicha sensación.
Finalmente, deciros que, también, me han invadido las "agujetas"... sobre todos en los cuadriceps y en los gemelos. Pero buen, supongo que es normal tras estar durante tanto tiempo en kiba dachi practicando oi zuki, y tras practicar esas "dos o tres veces" el takykou shodan, y sintiendo así el verdadero sentido de nuestro Keiko nocturno.
Un saludo a todos. Y a aquellos que no pudieron asistir, decirles que mereció mucho la pena, y que intenten acudir la próxima vez si pueden, ya que es algo muy gratificante e inolvidable, a pesar del esfuerzo que ello pueda suponer.